Piden elevar a juicio la causa por irregularidades en la adjudicación de obras públicas bonaerenses

Seis ex funcionarios del gobierno de Daniel Scioli están acusados de beneficiar a tres empresarios para la ejecución de 19 obras por un monto total de 9,5 millones de pesos durante el 2010 y el 2011.

Así lo anunció Álvaro Garganta, fiscal de la capital bonaerense, que lleva adelante una causa que investiga las irregularidades que se dieron en el ámbito de la obra pública.

Según el escrito, el fiscal acusó a los ex funcionarios del ministerio de Infraestructura provincial de los delitos de “negociación incompatible con el ejercicio de la función pública en concurso con incumplimiento de los deberes de funcionario público”.

La imputación recayó sobre Gladys Pérez Ferrando, que se desempeñaba como directora de Proyectos Especiales del ministerio de Infraestructura, y los integrantes del Consejo de Obra Pública de esa cartera, Gabriel Pérez de Vargas, César Marcos, Paula Kammeraht, Carolina de Tomasso y Daniel Soncini.

La investigación judicial consideró además que los contratistas adjudicatarios Juan Carlos Mancinelli, Marcelo Beneyte y Pablo Fontanari fueron “partícipes necesarios” de la maniobra en la que se vieron beneficiados.

Según la indagación del fiscal, se realizaron 19 obras públicas de similares características que consistieron en 13 paradores turísticos y seis centros de información turística, todas en distritos de la Costa Atlántica, en similar período y sin haberse realizado licitación pública o privada.