“El kirchnerismo se ha ido reduciendo a un movimiento de la provincia de Buenos Aires y algo de la Capital. En las provincias, los gobernadores se han alejado y son bastante determinantes del voto en muchos casos. Al encerrarse y al tener que revalidarse pondrán a su mejor candidato y la que tiene más votos”, aseguró Solá en una entrevista con radio Télam en referencia a una eventual candidatura de la ex presidenta.

Sin embargo, y según el ex gobernador bonaerense y actual diputado nacional del Frente Renovador, el espacio liderado por Sergio Massa -que la semana pasada se lanzó como frente ‘1País’ junto a Margarita Stolbizer, la eventual candidatura de Cristina “no va a cambiar en nada” la estrategia de ese sector, al sostener que ese sector seguirá “con el mismo rumbo cualquiera sea el candidato”.

Por otro lado, Solá cuestionó al gobierno nacional y advirtió que la situación “es muy grave y la economía sigue con una receta, con una sola mirada sobre la inflación que es un problema monetario, y no es así”.

“Es un problema de poder, de cómo está distribuido el poder en las cadenas, es un problema de influencias de las cadenas sobre el poder: hay funcionarios que tienen que explicar su relación con los hipermercados”, consideró el diputado.

“Nosotros vamos a señalar estas cosas porque del otro lado hay una fuertísima propaganda para demostrar que en realidad ellos son el cambio y el futuro pero del presente no se habla, se habla del pasado para diferenciarse y del futuro. Del presente no se habla y el presente es lo que está jorobando a los argentinos y que hace que la vida de los argentino se haya puesto más difícil”, sostuvo el diputado del FR.

Tras destacar que el Frente Renovador “es una esperanza de algo diferente para Argentina”, Solá afirmó que ese espacio va a estar “del lado de los trabajadores” y enfatizó: “No vamos a estar del lado de los ricos, vamos a estar en contra del impuesto a los trabajadores, del tarifazo y vamos a empoderar al pueblo como en la campaña para bajar los precios de los alimentos ya”.

Finalmente, el ex gobernador bonaerense consideró que el gobierno nacional “no” tiene, dijo, “voluntad política de intervenir en algo que, para ellos, sería intervencionismo estatal cuando de lo que se trata es impedir que le roben a la gente: la gente que no llega a fin de mes, ha aumentado la indigencia y el hambre y eso es imperdonable en el Estado”.